May 29, 2015 Last Updated 8:50 AM, May 21, 2015
El pasado martes, 29 de abril, un hombre perdió la vida tras sufrir un infarto de miocardio después de haber sido retenido por robar comida en un supermercado de Alcorcón (Madrid).
En España, unos tres millones de personas requieren ayuda alimentaria, según los datos aportados este viernes por el XIX Congreso de Banco de Alimentos de España. 
El 33,2% de la población de Canarias padece riesgo de pobreza, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicados este miércoles.  Una tasa que supera en once puntos la media estatal, situada en el 22,2%.  Ello significa que uno de cada tres isleños se encuentra en esta situación, antesala de la exclusión social.

700.000 familias

Según la última EPA, el número de familias que no tiene ningún tipo de ingreso, ni de trabajo, ni de pensión, ni siquiera de subsidio, es de setecientas mil. De esta manera, desde finales del 2011 hay un 19 % más de familias en la que ninguno de sus miembros aporta nada a la unidad familiar y que están en la más absoluta indigencia. Así, en definitiva, y se dice pronto, 2,6 millones de personas carecen de ingresos.
El ministro de Hacienda sostiene que el informe de la ONG que colocaba a España como el segundo país con mayor pobreza infantil de Europa "no se ajusta a la realidad" porque su contenido es "puramente estadístico"

Mas de dos millones de personas exhiben su dignidad en un día histórico. Las Marchas de la Dignidad 22M han conseguido superar todas las expectativas. Dos millones de personas han abarrotado las calles de Madrid exigiendo “Pan, trabajo y techo para todos y todas” en una fiesta de la democracia y del pueblo.

Guerra civil mental

Nuestro más terrible problema actual es, en mi opinión, que media España está en guerra civil mental con la otra media, sin que de momento se nos hiele el corazón. Afortunadamente no pasa de lo ideológico y no llega a la guerra civil real de las armas.

Las últimas noticias sobre la economía española y la reacción del gobierno ante las protestas ciudadanas marcan a mi juicio un punto definitivo de no retorno.

La desigualdad, uno de los índices más fiables para determinar si un sistema político y social es o no justo, resulta consustancial con el capitalismo pero no tendría por qué guardar relación directa y automática con la crisis y su evolución. Eso en teoría porque, en la práctica...

¡Los pobres son nuestros!

Llevan toda la vida recordándole al Estado que si no fuera por Cáritas a ver de qué iban a comer las miles de familias que cada día son atendidas por la organización del voluntariado católico. Pero en el momento mismo en que el Estado se ve obligado a imitar a Cáritas dando de comer a los pobres entonces se burlan de él y lo llaman de todo.

Síguenos en Facebook